NUNCA SABES CUANDO ESTAS DEJANDO IR AL AMOR DE TU VIDA

LUNES, 23 DE FEBRERO DE 2009, para una persona que en 2023 pasa un momento difícil, desde México hasta Roma (no está en Italiano pero sé puedes traducir).

La verdad es que nunca escribo por escribir, es por ello que a veces pasan meses y meses sin que aparezca una sola letra en mi blog, pero hoy surgió a raíz de una platica con mi mejor amiga el tema y título de este escrito, “Nunca sabes cuando estas dejando ir al amor de tu vida”, me pregunté si en verdad somos tan tontos como para dejar pasar algo así… Creo que sí… pero considero que hay muchos factores alternos a ello, probablemente el mayor de ellos sea el miedo, a veces excusado por la cordura, lo correcto, lo mejor, y el mismo amor… y seguro hay razones poderosas para dejar ir al amor de tu vida, pero esa razón sólo es valida si es el mismo amor es el que le dice a uno que es lo mejor para ambos, -¡Ay!- que crudo es eso, además de triste, pero estoy seguro que varios nos hemos visto envueltos en esa situación; honestamente aún cuando sea lo correcto no dejo de pensar en que dicha situación significa tener miedo,  no es miedo de decirle a esa persona que la amas tanto como para dejarla ir… sino decirle que ya no la amas para que no vuelva a ti por ninguna circunstancia, puesto que la verdad  en la mayoría de los casos es que aún cuando sea el amor de tu vida, (y por siempre especial) el amor que se tenían en un principio se fue desgastando hasta arrinconarlos en una relación conflictiva y de disgustos continuos, que sólo dañaban sin intención al ser amado, o peor aún en una relación aburrida; se vale pelear por salvar una relación, pero las personas somos muy complicadas de entender, puesto que cada uno es un universo diferente.

Sin embargo no quiero hablar del miedo causante de dejar escapar al amor de nuestra vida, sólo porque se nos acabo el amor, lo cual es muy lógico y prudente, después de todo las relaciones son de dos y uno no puede llevar toda la carga, pero sí tomar la decisión que sea mejor para uno, y si uno ya no puede vivir así debe seguir adelante solo, pero, y digo pero porque es aquí donde quiero en verdad comenzar el tema, “siempre se puede encontrar un nuevo amor”; vamos a ser positivos, y entiendo que para algunos sea difícil, cuando se acaba un amor, es muy complicado salir adelante, pues nunca se va olvidar… pero no creo que sea razón suficiente para perder la esperanza de volverse a enamorar encontrar una princesa encantada a la que haya que despertar o a un príncipe azul que llegue a conquistar el amor de tan bella dama. Pero sí… creo a veces que nosotros nos negamos esa aventura, nos da miedo (quiero dejar en claro que ese es el mayor problema), que nos vuelvan a romper el corazón, o que nos de miedo no poder encontrar a nadie más o más allá de eso, que nos de miedo que alguien pueda superar el amor que nos habían mostrado, el que creíamos perfecto, único y eterno. Me he puesto a pensar esto porque con tantos millones de personas en el mundo no es posible que sólo una pueda hacernos sentir amados, imagina; ok, te enamoraste locamente de una persona, pero ya no estás con ella, así que ¿sólo ella puede hacerte feliz?, ¿en verdad lo que vives o viviste es felicidad y amor?; porque poco a poco empiezo a creer que no, y no es que tenga malos recuerdos, la verdad es que si pudiera regresar el tiempo sería para hacer mejor las cosa de lo que las hice en mi relación pasada, pero ahora como lo veo la verdadera persona ganadora será quien venga en un futuro… claro que ahora no es tan fácil enamorarse, no es sencillo que una persona pueda derretir la coraza de hielo que le queda a uno después de perder un gran amor, pero imagina que alguien lo logre, y que tú no le quieras hacer caso por los miedos que ya he comentado, está bien, a lo mejor esa persona ya tiene una relación, o bien a lo mejor no te voltea ni a ver… pero algo tuvo que haber hecho para llamar tu atención ¿no lo crees?, a lo mejor fue un “flash” no sabes ni cómo, ni cuándo… pero a lo mejor fue paulatinamente, y te niegas a aceptar que alguien esta doblegando a ese corazón tan indómito.

La verdad es que la situación se complica, porque uno llega a tener miedo de no ser correspondido, o que después de mucho batallar aceptemos que sí estamos enamorados pero que eso no es lo mejor para nadie… Y es que eso es una barrabasada que llegamos a pensar, aún cuando uno sea una tumba, no podemos llevarnos ese sentimiento así como así… porque nunca sabes cuando estas dejando ir al amor de tu vida, y no lo sabrás hasta que tengas el valor de enfrentarte a ti mismo y a la persona en cuestión. Cómo saber si uno está enamorado, pues es simple, lo que más te gusta de tu día es saber de esa persona, sus gustos, sus secretos, sus problemas, (ahora bien eso es enamoramiento no amor, ok), pero es que ahí está el detalle, creo que se vale TODO, así que si uno está enamorado o se esta enamorando lo primero que se tiene que hacer es aceptarlo, dejar atrás al amor que pasó; no olvidarlo, pero sí, se debe seguir adelante y comprender que sí podemos volvernos a enamorar. Aquí sólo recomendaría dos cosas, pues ya he dicho que todo se vale en el amor, y como dijera Maquiavelo, “el fin justifica los medios”, pues NO, no debe ser así para esto, porque si los medios son mentiras, ilusiones, fanfarronadas o engaños, en realidad el fin nunca se alcanzará, pues el amor no es fácil de comprender y por ello se puede confundir con la obsesión, y más aún cuando se está en la fase de enamoramiento.Ahora me gustaría explicar esta idea de nunca dejar escapar al amor de tu vida, si bien a lo mejor pensamos que lo dejamos escapar una vez y nunca volveríamos a enamorarnos… pero si estamos ya en el punto en el que hemos comenzando a enamorarnos o bien una personas esta interesada en nosotros, pues ADELANTE, a lo que voy es que nos demos la sigilosa, y cuidadosa oportunidad de conocer a esa persona, no importando la circunstancia en que se encuentre o en la que nosotros estemos, porque al fin y al cabo sólo se vive una vez (repito que no me consta que volvamos a estar aquí en las mismas circunstancias), pero recordando que en el amor el fin no justifica los medios, porque lo peor que uno puede hacer es lastimar los sentimientos de otras personas y por ello siempre hay que ser muy honestos, y esa honestidad también radica en serlo con nosotros mismos y nada perdemos en aceptar que nos podemos volver a enamorar y que lo que habíamos tenido en un pasado si era amor, pero nada nos dice que no podamos tener un mejor amor, más vivo, más emocionante, más especial; lo complicado de esto es aceptar esa idea, y no digo que todos estemos en esas circunstancias, pero estoy seguro que muchos de ustedes lo han pensando, e insisto es cuestión de miedos.En lo particular sigo aferrado a la idea de que hacernos responsable de las decisiones del pasado, pero buscar siempre la felicidad, o mejor aún, no buscar la felicidad sino hacer cosas que nos hagan felices, los momentos felices son aquellos en que hacemos las cosas que nos gustan, y que generalmente coinciden con las cosas que nos gustaba hacer de niños; cuando miramos hacia atrás y vemos con nostalgia aquellas épocas pasadas y no nos atrevemos a desafiar cada día para que sea mejor que el pasado, debemos considerar que la felicidad no es un proyecto de vida, sino un acto vital, y quizás sean las experiencias la que me han hecho valorar lo que digo, pero más allá de eso es el verdadero sentimiento de mantener una sonrisa el día en que deje este mundo, por ello valoro y agradezco a las personas que hacen realidad mi sonrisa todos los días, porque si bien la sonrisa es mía, la razón de su existencia es por el gusto y verdadero placer de hacer todos los días lo que quiero, incluyendo platicar, conocer, saborear, escuchar, decir y más cosas que me hacen feliz en la vida, debo aceptar que hay personas a las que me gusta escuchar más que a otras, después de todo lo que más vale la pena son la vivencias, y el brillo en los ojos que pueda uno desprender derivado de haber encontrado lo que más ama y si puede uno complementarlo con una persona, sería grandioso todo eso, pues en una ocasión escuche decir a alguien que lo único que se necesita para estar a lado de una persona es voluntad, y cuando no hay voluntad de acaba, pero no creo haber escuchado que se necesitara amor, es decir, que puedes estar con una persona sin amarla o sin que te ame, sólo por costumbre y voluntad además de que esa persona te brinde seguridad, pero y qué hay de esa sensación mágica de hacerte volar, HOY ESTOY SEGURO que quiero el paquete completo, voluntad, amor y enamoramiento; pues sí, aún cuando son deseos y no milagros, no veo complicado que pueda encontrar esto en mi vida, alguien que en verdad quiera estar conmigo por su propia voluntad, que me ame a tal grado de que no dependa su felicidad de la mía, pues así estaría seguro de que nos amaríamos por igual y daría todo por esa persona a sabiendas que ella igual lo daría todo por mi, (cada uno el 50% del camino), y -pero- por supuesto que deseo estar siempre enamorado de esa persona, que sea capaz de siempre llamar mi intención y que me inspiré las locuras más románticas. Hoy no me puedo engañar más… y canto felizmente “ya lo pasado, pasado…” (canción de José José)

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: